Inicio » Cambio

Cambio

Compañero

El banco de la marquesina era demasiado pequeño, así que cuando llegué me quedé de pie para no incomodar a la chica que estaba sentada en un extremo. Son cosas que pasan en los días raros en los que se nos dice que debemos adaptarnos a la «nueva normalidad». Era el primer día, después de dos meses, que iba a coger el autobús para ir al trabajo. Me sentía incómodo dentro del traje y la corbata nunca me había parecido un elemento tan extraño. Incluso los zapatos me hacían daño, a pesar de haberlos usado cada día durante los meses anteriores. Todo me molestaba, más incluso que la mascarilla y los guantes. El cielo de esa mañana de mayo estaba lleno de grises y de blancos mezclados con unos azules extraños fruto de la lluvia que había caído durante toda… Leer más »Compañero

Detrás de la palabra: Alquimia

  Hay palabras que enamoran. «Alquimia» es una de ellas. Tiene ese sonido limpio y un poco misterioso de lo que no se conoce pero que resulta atractivo y sugerente, transformador. Un cierto aire antiguo que sin darte cuenta te lleva a las Mil y una noches o a cuartos oscuros o a un bosque denso donde de pronto aparece un claro de luz. «Alquimia», nos informa el diccionario, significa «conjunto de especulaciones y experiencias, generalmente de carácter esotérico, relativas a las transmutaciones de la materia, que influyó en el origen de la química». Es una antigua práctica protocientífica y una disciplina filosófica que combina elementos de la química, la metalurgia, la física, la medicina, la astrología, la semiótica, el misticismo, la espiritualidad y el arte, popularmente conocida como la búsqueda de transformar plomo u otros elementos en oro o… Leer más »Detrás de la palabra: Alquimia

Montaña rusa

La gripe me había dejado para el arrastre. Me dolían los huesos, los músculos y las articulaciones, me seguía sintiendo un tanto aturdido y las mejillas se me habían quedado flácidas. Me miré al espejo y, francamente, me di pena, mucha pena. Antes de la gripe tenía 55 años; dos semanas después parecía que me había echado cinco años encima. Me di una ducha larga para ver si entraba en calor y me afeité con cuidado. Luego me puse una crema que mi exmujer se había dejado en el armario del baño. Revitalizante, ponía. Sí, yo necesitaba justamente eso: revitalizarme. Había decidido reincorporarme al trabajo aquel viernes para ir cogiendo el pulso, así que me vestí para ir a la oficina, pero el traje parecía que había ensanchado. Las hombreras dejaban un espacio fantasmal entre la tela y mis hombros… Leer más »Montaña rusa